Soy Fundador y CEO de INUSUAL. Empezamos en Barcelona en 1997 como una comunidad de profesionales innovadores. Hoy somos una empresa global de servicios de innovación que ayuda a personas y organizaciones a alcanzar su máximo potencial. Creemos que las organizaciones ya no necesitan Recursos Humanos, si no Humanos con Recursos.

Nuestro trabajo es ayudar a personas y organizaciones a alcanzar su máximo potencial, aprovechando su pasado, liderando su presente y creando su futuro.

Impulsamos la cultura y comportamiento innovador de nuestros clientes animando la colaboración, fomentando la creatividad, generando productividad e inspirando la innovación.

Nuestros servicios:

  • Evaluación y certificación de la capacidad innovadora.
  • Asesoria estratégica para una cultura de la innovación.
  • Coaching y entrenamiento de equipos para el cambio.
  • Insourcing de equipos para proyectos de innovación.
Cuenta conmigo si necesitas ayuda con cualquiera de estos temas: creatividad organizacional, pensamiento innovador, cultura innovadora, liderazgo creativo, innovación creativa, actitud creativa, espacios colaborativos, espacios de co-creación, espacios creativos, rediseño de espacios de trabajo, rediseño de oficinas, adecuación de espacios colaborativos, design thinking, simplexity thinking, service design, service innovation, human-centric innovation, customer centric innovation, customer centricity, customer experience management, user experience, experience innovation, experience design, interaction design, emotional design.
A lo largo de estos últimos veinte años, he tenido la suerte de trabajar en proyectos donde ha sido clave aplicar la creatividad y la innovación al desarrollo profesional y organizacional. He trabajado con marcas excepcionales como Affinity Petcare, Adobe, Starbucks, Vips, Ginos, Fridays,  CaixaBank, BancSabadell, AXA Assistance, Assistència Sanitària, Catalana Occidente, Danone, Almirall, Bayer, Sanofi, Ferrer, Roche, ESADE, Ajuntament de Barcelona, SEAT, pwc, RACC, Gas Natural Fenosa, GSMA, Puig, Estée Lauder, Tommy Hilfiger, Donna Karan, Clinique, UOC, Symantec, Microsoft, Autodesk y HP.

Hace unos años me decidí a escribir el libro ‘Estrategia Digital‘ (Editorial Deusto) que trata sobre cuáles son los factores críticos del éxito de una empresa en Internet. Ya va por su octava edición.

He dado clases de marketing  y diseño de experiencias en ESIC-ICEMD, en UAB, EINA y en UPF. He participado en conferencias en IESE, ESADE, EADA, cámaras de comercio, patronales, colegios y gremios profesionales, etc

Soy Miembro de la International Academy of Digital Arts and Sciences, Official Ambassador de los Webby Awards en España y de “Lovie Awards” en Europa. He sido jurado en los Premios ImánNewYork FestivalsLausEl Sol y Art Art Directors Club of Europe.

No obstante, creo que el verdadero jurado de nuestro trabajo son los clientes. Si un trabajo no funciona, no puede ser bueno, aunque gane muchos premios. Creo que el mejor reconocimiento que puede conseguir en un proyecto es que el cliente te mire a los ojos y te diga: el proyecto ha sido un éxito ¡buen trabajo!

Para ver un resumen de algunas apariciones en los medios y material relacionado, puedes acceder aquí.

Follow Pere Rosales on F6S

Las intenciones no bastan

836

‘Si no sabemos a dónde vamos, es probable que no lleguemos a ninguna parte’ para formular una estrategia de innovación debemos saber a dónde queremos llegar (el destino de nuestro viaje). Luego necesitaremos concretar qué vamos a hacer y en qué fases (la planificación y el equipaje); cuándo empezamos; qué recursos vamos a dedicar; y cómo vamos a saber si lo estamos haciendo bien.

La última parte es la ejecución (el viaje en sí mismo); cómo vamos en relación a cómo queríamos ir; qué imprevistos han surgido y cómo vamos a resolverlos para que podamos seguir con el plan. Todo esto es muy fácil de pensarlo, pero no resulta tan sencillo de plasmarlo en un documento que sirva de base cómún para todos los miembros del equipo.

Y es que normalmente nos movemos por intenciones, pero una intención es ‘querer hacer algo’ y de estas tenemos muchas, a nivel individual: dejar de fumar, comer más sano, hacer ejercicio, dedicar más tiempo a la familia, mejorar un idioma…

Pero una intención no se convierte en un objetivo hasta que no se concreta por escrito.

Brian Tracy lo resume muy bien en esta frase ‘todos los triunfadores están intensamente orientados a una meta. Saben lo que quieren y se concentran resueltamente en alcanzarlo un día tras otro. Nuestra habilidad para fijarnos metas es la llave maestra para alcanzar el éxito’.

En la medida en que fijemos bien nuestros objetivos, estaremos más cerca de conseguirlos. Para ello debemos ser capaces de formularlos de forma específica. Los objetivos deben contener acciones en si mismos y no ser definidos de forma ambigua, tampoco es recomendable que un objetivo abarque un gran número de acciones en sí mismo, lo ideal es que cada objetivo conlleve una acción determinada.

Henry Ford decía ‘cualquier meta, no importa lo grande que sea, puede lograrse si las dividimos en trozos suficientemente pequeños’

Por ello los objetivos deben ser conseguibles: si bien es bueno que nos planteemos metas grandes y ambiciosas, ya que provee una motivación especial a los objetivos, estos deben ser trazados en forma realista.

Esperar resultados desproporcionadamente elevados a comparación con los recursos invertidos no nos ayudará en nada.

Por ello los objetivos deben estar acotados en el tiempo, de hecho se dice que un objetivo es un ‘deseo con fecha de cumplimiento’ la presión de tiempo contribuye a la autodisciplina y a la autoexigencia.

Los objetivos deben poder medirse, esto nos permite saber a tiempo si estamos yendo por el camino correcto o no, además el hecho de que un objetivo sea medible hará que nos sintamos motivados al ver los logros producidos.

Esto implica un trabajo concienzudo en la medición de los indicadores de éxito que nos hayamos marcado, cosa que no siempre se consigue, entre otras cosas, porque esos indicadores no siempre existen.

Una de las mejores maneras que conozco para que podamos garantizar que todo el mundo sepa en qué consiste nuestro ‘viaje’ es la creación de un manual de proyecto.

Se trata de un documento donde se explica el contexto que motiva el proyecto, que va de lo general a lo específico y responde a cada una de las preguntas clave que lo sustentan.

Para contextualizar a nivel general el por qué hacemos este ‘viaje’. Sucede a veces que cuando intentamos llevar a cabo un proyecto de innovación, que aparentemente sólo afecta a un área de la empresa, nos damos cuenta que en realidad afecta a toda la compañía y se hace necesaria una guía corporativa que de respuesta a muchas de las preguntas que surgen en el proceso.

Si también lo comunicamos a todo el equipo, de modo que en lugar de quedar en divagaciones, todo el mundo sepa qué es lo que vamos a hacer, no sólo comprobaremos que mucha más gente se alinea con la nueva estrategia, sino que será mucho más sencillo hacer el seguimiento de resultados y asignar las responsabilidades necesarias para que los objetivos se cumplan.

¿Tienes un proyecto de innovación creativa y no sabes por dónde empezar? Sigue estos pasos y cuéntanos cómo te funcionan

 



Dejar un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked with *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>